Barcelona le ganó a Deportivo Quito, Emelec perdió y Católica es puntero

barcelona emelec

Barcelona sorprendió al Deportivo Quito al ganar por 1-2 con tantos de Jorge Guagua en su propio arco y Michael Arroyo.

- Getty Images

GUAYAQUIL - Mientras Barcelona sorprendió al Deportivo Quito al ganar por 1-2 con tantos de Jorge Guagua en su propio arco y Michael Arroyo, y recortó Javier Chila para Quito, Universidad Católica ganó por 3-1 al Deportivo Cuenca y se aprovechó de la derrota que sufrió Emelec en casa por 0-2 ante El Nacional para apoderarse del liderato al cierre de la undécima jornada de la segunda etapa del campeonato ecuatoriano.

El uruguayo Diego Benítez con su gol abrió la ruta del triunfo de Universidad Católica, que consolidó el triunfo con los tantos de Jorge Cuesta y de Andrés Mendoza, mientras que el argentino Andrés Ríos anotó el descuento.

El ecuatoriano Edson Montaño con sus dos goles al Emelec, metió en zona de clasificación a El Nacional, a pesar de los reclamos de la plantilla ante los directivos del club por varios meses de sueldos atrasados.

El José Terán tomó un respiro en el torneo y dio un paso importante a los primeros puestos tras golear por 3-1 al Deportivo Quevedo, amenazado por el descenso a la segunda división.

Jonathan González, Daniel Angulo y Henry León marcaron para el José Terán, mientras que John García descontó para el colista del torneo.

Liga de Loja, único sobreviviente ecuatoriano en la Copa Sudamericana, goleó por 3-0 al Manta con anotaciones de Julio Ayoví, Dixon Arroyo y Johnny Uchuari.

Liga de Quito ganó por 1-3 al Macará, a pesar de quedarse sin el portero en los últimos quince minutos por la expulsión de Alexander Domínguez. Tomó posición como portero el defensa argentino Ignacio Canuto. Los goles fueron de Edison Méndez, Jaime Ayoví, el argentino Gustavo Bou y el descuento lo hizo Michael Endara.

La clasificación de goleadores es liderada por el argentino Federico Nieto, de Deportivo Quito, con 24. Le siguen su compatriota Federico Laurito, de Universidad Católica, con 21, y por el también argentino Andrés Ríos, de Deportivo Cuenca, con 15.