Publicidad | Vea su anuncio aquí

Futbol  > Sudamérica  > Brasil

  • thumb1
  • thumb2
  • thumb3
  • thumb4
  • thumb5
  • thumb6
  • thumb7
  • thumb8
  • thumb9
  • thumb10
  • thumb11
  • thumb12
  • thumb13

Ronaldo y una carrera plagada de lesiones

La exitosa carrera de Ronaldo estuvo marcada por un sin fin de lesiones que afectaron sus piernas y ni siquiera el hecho de volver a jugar a Brasil lo salvaron de las patadas ajenas. La imagen corresponde al partido Corinthians vs Santos del torneo paulista luego de una fuerte lesión de Fabao sobre el delanteero
Una de las imágenes que dieron la vuelta al mundo fue cuando Ronaldo jugaba para el Milán en el partido ante el Livorno en el 2008. La escena ocurrió en el estadio San Siro y fue prácticamente el adiós de Ronaldo del balompie europeo.
Otra patadita jugando para el Corinthians, esta fue contra el Internacional de Porto Alegre en el estadio Porto Beira. Como consecuencia no pudo jugar por cuatro semanas.
Cuando no se lesionó en las piernas lo hizo en otras partes del cuerpo como le ocurrió en el estadio de Pacaembú en el partido ante el Goiás en septiembre del 2009. La lesión en su mano izquierda, un empujón contrario hacia afuera de la cancha le significó cirugía y casi un mes de convalescencia.
En el Real Madrid, con aquel equipo ´galáctico´ Ronaldo no se la llevó de arriba y también recibió lesiones originadas en marcas estrictas como esta que le aplica el defensor argentino Fabián Ayala en el partido ante el Valencia. (maro 2005)
Cuando en el 2000 jugaba para el Inter de Milán sufrió una de tantas lesiones que debió ser operado de su rodilla derecha. De hecho Ronaldo superó durante su carrera dos delicadas cirugías en la rodilla que lo apartaron más de un año de la actividad.
Un joven y delgado Ronaldo en terapia en el hospital Pitie-Salpetriere de París luego de recibir otra operación en su rodilla derecha. Entonces seguía en el Inter.
En más de una ocasión en la que fue considerado acabado para el fútbol por constantes lesiones renació de las cenizas como el Ave Fénix tal cual ocurrió en el 2002 cuando, tras una delicada cirugía en la rodilla y jugando aun en el Inter de Milán, se convirtió contra todos los pronósticos en goleador del Mundial de Corea y Japón y en el mejor jugador de la competición en la que Brasil conquistó su quinto título mundial.
Con el uniforme de la selección brasileña recibió lo suyo, tanto en Mundiales como en eliminatorias, de todas maneras su récord es excelente, anotó 62 goles en 112 partidos, ganó dos Mundiales (1994 y 2002), dos Copa América (1997 y 1999) y otras dos la Copa de las Confederaciones (1997 y 1999).
La famosa final ante Francia en el Mundial 1998. En las horas previas al juego decisivo sufrió una aún inexplicada convulsión a la que se le atribuye la derrota de Brasil.
El portero de Francia Fabián Barthez socorriendo a Ronaldo, a pesar de los pesares Francia se coronó campeón del Mundo por primera vez al vencer 3-0 a Ronaldo y seleccon.
Si bien la FIFA consideraba y considera, que a los buenos jugadores hay que protegerlos, los defensores realmente se ensañaron con Ronaldo en más de una ocasión. No obstante en el Real, con lesiones y todo anotó 104 goles (su mejor campaña en un equipo) y conquistó el Mundial de Clubes de 2002 y el Campeonato Español de 2003.
Enero 2011. Ronaldo y sus últimos días en el Corinthians. Con kilos de más, sin la agilidad de otrora y con lesiones recurrentes que lo ausentaban del campo de juego, además de la eliminación del equipo de la Copa Libertadores, empujaron a su retiro. Sus rodillas y su espíritu futbolero ya no estaban ahí.

Publicidad | Vea su anuncio aquí