Publicidad | Vea su anuncio aquí

Corinthians comienza el camino hacia su segundo título y emular al Barça en Japón

Corinthians

Corinthians.

- Getty Images

El Corinthians brasileño se enfrentará al Al Ahly egipcio en la primera semifinal del Mundial de Clubes Japón 2012, su primer paso en el camino hacia el objetivo del segundo título en esta competición e igualar en el palmarés al Barcelona español.

Con arbitraje del mexicano Marco Rodríguez, en la localidad de Toyota, a partir de las 10:30 GMT, el 'Timao', campeón de este Mundial en casa hace doce años, pretende defender el honor del campeón de la Copa Libertadores y acabar el reinado de los conjuntos europeos, dominadores del torneo en el último lustro.

Y no tiene un arranque en esta edición ni mucho menos sencillo, porque el campeón africano atesora lo mejor de una de las principales escuelas del fútbol de su continente y siempre se ha caracterizado por ser un equipo muy competitivo.

No obstante, el equipo brasileño parte como favorito para, al menos plantarse en la final y ahí intentar completar un ciclo glorioso estos dos años en los que antes ha logrado la Liga brasileña y la Copa Libertadores.

El Al Ahly tiene a su favor que ya está más rodado por haber disputado los cuartos de final, en los que venció por 2-1 al Sanfrecce Hiroshima japonés.

El conjunto egipcio, que disputa el torneo por cuarta vez, mantiene al 'eterno' Mohamed Aboutrika como una de sus grandes referencias. De hecho, fue el autor del gol del triunfo ante el Hiroshima.

Tite, entrenador del Corinthians, ha insistido estos días en que una de las claves en este torneo es el poder del bloque, sin descartar otras cuestiones como experiencia y calidad.

"Lo determinante es la fuerza del equipo, los 90 minutos de la semifinal. La experiencia del equipo es un factor importante, y la calidad de los jugadores también. Somos perfectamente conscientes de eso", dijo el técnico, quien también aseveró que prefiere no hablar de favoritos.

Hossam el Badry, técnico del campeón africano, comentó que pese a que tienen "un partido difícil" están "listos para afrontarlo" con ambición de ir a por la victoria.

"La defensa es muy importante pero no vamos a concentrarnos en la defensa, vamos a ir a ganar y esa es la esperanza", apuntó El Badry, que sin embargo superó los cuartos principalmente a la contra.

Los egipcios, terceros en 2006 y que tienen el récord de partidos jugados en el Mundial de Clubes, pueden emular al TP Mazembe, que accedió a la final de 2010, en la que perdió con el Inter Milán italiano, mientras que Danilo y Fabio Santos, jugadores del Corinthians, ya se hicieron con el título con el Sao Paulo en 2005 contra el Liverpool.

Tite dispondrá de su equipo de gala en el que es muy probable que esté el delantero peruano Paolo Guerrero una vez parece recuperado de los problemas físicos con los que llegó a Japón.

Sería el compañero en la línea atacante de Emerson, autor de los dos tantos del partido de vuelta de la final de la Copa Libertadores contra el Boca Juniors argentino.

Por contra, Hossam Ghaly, capitán de la escuadra egipcia que se tuvo que retirar en la primera parte del partido ante el Hiroshima por lesión, será su ausencia más significativa, con lo que Aboutrika estará en el once inicial.

El ganador del partido se enfrentará en la final del día 16 con el vencedor entre el Chelsea inglés y el Monterrey mexicano, que ganó el domingo pasado al Ulsan Hyundai surcoreano, por 3-1.

Poco antes, a las 7:30 GMT, también se disputará en el mismo escenario el encuentro por el quinto puesto entre el Ulsan y el Hiroshima.

Alineaciones probables:

Al Ahly: Ekrami, Fathi, Gomaa, Nagieb, Qinawi, Said, Aboutrika, Ashour, Soliman, Gedo y Hamdy.

Corinthians: Cassio, Alessandro, Chicao, Andre, F. Santos, Paulinho, Ralf, Danilo, Douglas, Paolo Guerrero y Emerson.

Árbitro: Marco Rodríguez.

Campo: Toyota Stadium.

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí